euskalkultura.eus

euskal diaspora eta kultura

Besteek esana

El Gure Txoko, la casa vasca en Sídney, cumple 50 años (Efe.com-en)

2016/11/11

El Gure Txoko (Casa Vasca), el punto de reunión de la comunidad euskaldún en la ciudad australiana de Sídney, celebra su 50 aniversario con un gran festival de nueve días, que arranca hoy, para resaltar su identidad y sus raíces.

Lotura: Efe.com

Efe/Sídney, Australia. El festival "El sabor del país vasco" se inaugura con "una ceremonia de bienvenida aborigen (como es costumbre en Australia), además de la degustación de aperitivos vascos y un conciertillo" en el Gure Txoko, dijo a Efe su presidenta, Estefanía Martino.

Las celebraciones, que se extenderán hasta el 20 de noviembre, incluyen una muestra de cine, concursos y talleres culinarios, un desfile y torneos deportivos, entre otras actividades.

Con este festival, el Gure Txoko marca una larga trayectoria que comenzó en la década de 1960 cuando un grupo de vascos comenzaron a madurar la idea de tener un local de reuniones en Sídney, una ciudad que no era tan multicultural como ahora.

"Lo más probable es que en aquel primer grupo de emigrantes vascos que llegaron en el buque italiano "Toscana" ya se pensaba en fundar una casa vasca, según un libro escrito por Carlos Orue, quien fuera presidente del Gure Txoko, ya fallecido.

Pero la idea se materializó cuando 26 familias aportaron 200 dólares cada una, lo que equivalía en la época a unos seis sueldos semanales, para comprar una casa en el barrio de Darlinghurst, cerca del centro de Sídney.

Así, "el Gure Txoko, una casa con paredes revestidas de madera y con decoración vasca, fue fundado el 31 de Julio 1966 coincidiendo con el día en el que se celebra San Ignacio de Loyola, que a su vez es el patrón de Guipuzkoa y Bizkaia", explicó Martino.

Desde entonces, el Gure Txoco es tanto un punto de reunión de los vascos para cocinar, comer juntos las comidas tradicionales y jugar al frontón, como un lugar en donde sentirse en casa fuera de Euskadi, afianzar la identidad vasca y compartir recuerdos.

"En el primer Aberri Eguna (1967) nos juntamos mucha gente. Tuvimos que llevar sillas, platos y cubiertos de nuestras casas. Alguien trajo una radio tocadiscos. Entre otras cosas comimos bacalao al 'pil-pil' cocinado por Victorio Llona, un bilbaíno cocinero de barco", escribe Orue en su libro al referirse al día de la patria vasca.

De esos obreros de la construcción que fundaron el Gure Txoko quedan en la actualidad solo unos pocos, además de sus viudas, comentó a Efe uno de los expresidentes del Gure Txoko, Rubén Álvaro, que precisó que en esa época solo se inscribía a los hombres como socios.

A pesar de que han pasado 50 años desde la fundación del Gure Txoko, "el espíritu no ha cambiado, lo que ha cambiado es el tipo de gente que viene", precisó Álvaro.

Y es que, a diferencia de los años sesenta en que los obreros vascos y sus familias venían en barco para quedase en Australia, los nuevos miembros del Gure Txoko son más jóvenes, generalmente con carreras universitarias, y llegan al país para aprender inglés y permanecer solo unos años.

Por ello las funciones del Gure Txoko se han ampliado, porque "ahora mismo es una especie de embajada de recibimiento para los vascos que llegan a Sídney y a Australia", explicó Estefanía Martino.



« aurrekoa
hurrengoa »

PUBLIZITATEA

PUBLIZITATEA

PUBLIZITATEA

PUBLIZITATEA

PUBLIZITATEA

Irakurrienak

Azken komentarioak

© 2014 - 2019 Basque Heritage Elkartea

Bera Bera 73
20009 Donostia / San Sebastián
Tel: (+34) 943 316170
Email: info@euskalkultura.com

jaurlaritza gipuzkoa bizkaia