euskalkultura.eus

basque heritage worldwide

Blogs > Diaspora bizia

La diáspora vasca en futuro (complejo)

04/29/2020

No te quedes inmóvil
al borde del camino
no congeles el júbilo
no quieras con desganas
no te salves ahora
ni nunca

(Mario Benedetti, “No te salves”, Poemas de Otros, 1983)

Hace un par de días recibimos con resignación la noticia que daba cuenta del cierre permanente del Hotel Noriega una vez que el confinamiento provocado por el Covid-19 sea levantado. En manos de la familia Elizalde durante los últimos 89 años, la pensión vasca de la localidad californiana de Bakersfield era la más antigua de Estados Unidos en funcionamiento desde su inauguración en 1893.

Ni la Gran Guerra de 1915, ni la mortífera pandemia de la influenza del 18, ni la gran depresión de los años 30, ni la Segunda Guerra Mundial hicieron cerrar sus puertas.

En sus 127 años de historia, múltiples generaciones de vascos (y americanos) hicieron del Noriega un lugar de encuentro donde celebrar la vida. Construyeron una familia extensa más allá de la propia familia dejada atrás en una lejana Euskal Herria como antídoto contra la soledad y la nostalgia del hogar perdido.

El Hotel Noriega como muchas otras instituciones creadas a lo largo de la geografía de las diásporas vascas y en diferentes épocas ayudaron a tejer complejas redes sociales de carácter eminentemente afectivo.

Como seres sociales que somos tenemos la intrínseca necesidad de comunicarnos y de conectar, ya fuera en espacios como el Noriega o en las comunidades online que hemos ido creando a lo largo de los últimos años al furor de la implementación de nuevas tecnologías facilitando romper nuestro aislamiento y acercándonos a nuestros seres queridos.

De hecho, no es para nada baladí que los primeros sitios web del mundo vasco fueron creados en la diáspora.

[Fotografía de la torre de la Iglesia de Saint Martin en la localidad labortana de Sara, en la que reza un contundente dicho, “Oren guziek dute gizona kolpatzen azkenekoak du hobirat egortzen” (“Todas las horas hieren, la última envía a la tumba”) (Cortesía de Zaldi Ero©)]

En una situación sin precedentes y tan grave como la que estamos viviendo somos cada vez más conscientes (y dependientes) de estas nuevas tecnologías que han hecho desaparecer la distancia física y temporal, proyectando un sentido, aun efímero, de proximidad y de empatía.

Nos posibilitan conectar con otros donde buscar confort, y también quizás nos ayuden a percibir el mundo de manera diferente, aunque sea por un instante.

Ahora que atisbamos una cierta luz al final del túnel hemos de optar por imaginarnos un regreso a una “normalidad” pasada ya sea en clave de pretérito perfecto —con la mirada en el retrovisor sobre lo que éramos— o en condicional simple —atado a las múltiples incógnitas sobre lo que nos gustaría ser si…— o, por qué no, en clave de un futuro simple con sus complejidades, contradicciones e incertidumbres.

No serán idénticos, pero otros Noriegas vendrán, ya sean en el mundo físico y/o en el digital. ¿Hacia dónde tornarán los pasos la diáspora vasca? ¿Y a ti cómo te gustaría imaginar el futuro?



« previous
next »
Pedro J. Oiarzabal

Pedro J. Oiarzabal

Pedro J. Oiarzabal is a Doctor in Political Science-Basque Studies from the University of Nevada, Reno (USA). For two decades, his work has focused on research and consulting on public policies (citizenship abroad and return), diasporas and new technologies, and social and historical memory (oral history, migration and exile), with special emphasis on the Basque case. On Twitter @Oiarzabal
 

ADVERTISING

ADVERTISING

ADVERTISING

ADVERTISING

ADVERTISING

© 2014 - 2019 Basque Heritage Elkartea

Bera Bera 73
20009 Donostia / San Sebastián
Tel: (+34) 943 316170
Email: info@euskalkultura.com

jaurlaritza gipuzkoa bizkaia