euskalkultura.eus

diáspora y cultura vasca

En otros medios

Sagardua, la sidra vasco-argentina, «Euskaldunak ezdago iñon onelango» (Vascos, no hay otra como esta) (en El Correo)

17/11/2018

Esta marca de sidra fue la preferida de la colonia vasca en Argentina y Uruguay desde principios del siglo XX hasta los años 60

Enlace: El Correo

Ana Vega Pérez de Arlucea. «Euskaldunak ezdago iñon onelango» (Vascos, no hay otra como esta). Así literalmente rezaba la etiqueta de la sidra Sagardua, en la que también aparecía un baserritarra tocado con txapela y calzado con abarcas. Todo muy euskaldun hasta que se lee la letra pequeña: «Industria argentina, J. Llorente y Cía. S.A. Buenos Aires». Si les sorprende a ustedes, agárrense que viene curvas, porque esta curiosa sidra vasco-argentina ya se anunciaba en la prensa americana en el año 1903. Entonces aún era importada desde Europa, pero no desde Euskadi sino desde Asturias, lugar de origen de la empresa La Industrial Zarracina.

Situada en Gijón, esta fábrica de sidra llevaba en activo desde mediados del siglo XIX y exportaba una parte importante de su producción a Sudamérica. Quizás fueron sus distribuidores en el cono sur, Mignaquy & Cía., los que se percataron de que la creciente colonia vasca en Argentina y Uruguay también echaba de menos la sidra de su tierra.

En una curiosa operación de márketing que afectó tan sólo a la imagen del producto y no al contenido, la sidra asturiana de Zarracina se convirtió en vasca por arte de magia. Aquel «euskaldunak» bien visible en la etiqueta popularizó esta bebida entre los vascos residentes en Buenos Aires y Montevideo, que la adoptaron con fervor en sus fiestas y eventos. Sidra achampanada o «champañisé», que se decía entonces, Sagardua llegó al mercado americano como un sustituto más barato del espumoso francés y con una potente imagen de marca que la vinculaba directamente con recuerdos entrañables del País Vasco.

Mezclando hábilmente las referencias al entorno rural vasco y al carácter elegante y festivo del champagne, Sagardua triunfó entre los consumidores. En 1910, durante la Exposición Internacional del Centenario celebrada en Buenos Aires recibió un gran premio a la calidad y pocos años después se anunciaba en revistas argentinas de gran tirada como la mejor bebida para celebrar la Navidad.

Bajo el eslogan «helada es deliciosa», Sagardua se siguió vendiendo como «el substancial extracto de manzanas que produce la famosa región cantábrica», una manera un tanto disimulada de enmascarar el hecho de que estaba elaborada en Asturias. En 1928 ganó el premio de la Exposición de Gijón y en torno a los años 50 comenzó a ser fabricada directamente en Argentina, aunque para entonces la presencia de la colonia vasca había disminuido bastante y con ella la popularidad de Sagardua.

¿Sabrían aquellos emigrantes que lo que estaban tomando como sidra vasca era en realidad otra cosa? ¿Notarían la diferencia? Quizá les daba igual y lo que contaba, lo realmente importante, era la intención y aquel «ez dago inon honelango».



« anterior
siguiente »

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Las más leídas

Últimos comentarios

© 2014 - 2019 Basque Heritage Elkartea

Bera Bera 73
20009 Donostia / San Sebastián
Tel: (+34) 943 316170
Email: info@euskalkultura.com

jaurlaritza gipuzkoa bizkaia